Blog //Al Matadero Sin Miedo// Debajo del sombrero


Madrid!
escrito por Debajo del sombrero 18/11/2013 10:17:39
 
escrito por Debajo del sombrero 18/11/2013 10:16:08
Me parece ver en esta foto algo de lo que ya hemos hablado en otras ocasiones con motivo de la mesa de "Diálogos" en torno a la escenificación. En el vídeo grabado por Pilar, (no lo subo porque es muy pesado, los ks, no el vídeo), se ve a José Manuel con la marioneta en la cabeza recorriendo el taller. Bueno, no es nada más allá que eso pero eso ya es algo o puede serlo.Las marionetas de Teo pueden estar dando la pista que faltaba para entrar en esos lugares de la representación teatral.     


 
escrito por Debajo del sombrero 13/11/2013 17:32:53
De este modo ha quedado la pieza de Ángel, instantes antes de ser trasladada a la expo. 







 
escrito por Debajo del sombrero 07/11/2013 08:00:55



 
escrito por Debajo del sombrero 05/11/2013 08:07:29
 
escrito por Debajo del sombrero 05/11/2013 08:06:01
 
escrito por Debajo del sombrero 05/11/2013 08:05:11
Hoy me ha sorprendido este escrito en el cuadro de Rubén.


 
escrito por Debajo del sombrero 28/10/2013 08:47:14
Esta es la base de la nueva pieza de Eduardo.Imagino  un amasijo de palos y maderas que me recuerdan esos bloques que resultan del aplastamiento de coches o de chatarra.



 
escrito por Debajo del sombrero 28/10/2013 08:46:08
Llega este catálogo con dibujos de Alicia Herrera y Miguel Ángel Hernando, procedente del GAIA Museum en Dinamarca, desde la exposición  "MAGISKE STREGER: verden fortolket gennem tegning" ("Mári hija, ¿todavía con esa cara?").
Adjunto algunos dibujos escogidos de entre el catálogo. 






Dibujos de Alicia (izquierda) y Miguel Ángel Hernando (derecha) en el GAIA Museum (Randers, Dinamarca)

 
escrito por Debajo del sombrero 28/10/2013 08:44:14
La pequeña soñadora era una niña de ciudad. Al contrario de lo que puedan parecer, las personas de ciudad son muy sensibles y la pequeña soñadora no era una excepción.Un día fue a visitar a unos amigos que vivían en tierras muy lejanas, cerca del mar, entre montañas y bosques. Los amigos campestres invitaron a la pequeña soñadora a dar un paseo por el bosque ya que el día acompañaba. Cogieron sus mochilas y se pusieron en camino.Fueron caminando por un sendero y nuestra protagonista sentía las emociones a flor de piel, podía escuchar a las aves y a los árboles, oler el perfume del río, escuchar las rocas...Entonces los amigos campestres salieron del sendero y empezaron a saltar por las rocas, a bajar como cabras por la ladera de la montaña, a saltar zarzales y a moverse por lugares poco estables cerca del río.Incitaban a la pequeña soñadora a unirse a ellos, a sentir la montaña como ellos:-¡Tienes que correr y saltar para estar en contacto con el bosque! -Le decían.La pequeña soñadora tenía miedo de correr al lado del río y de saltar por las rocas. Ella podía percibir la montaña y el bosque en todo su esplendor desde la contemplación, por eso prefirió seguir a su aire, soñadora y contemplativa, con pasos lentos y firmes sobre el sendero.
Hay tantas maneras de percibir el bosque como personas haya en él.
Sandra Blanca.